miércoles, 27 de enero de 2021

Pasta fresca de calabaza (tallarines con champiñones a la crema)


La pasta fresca es otra de las cosas que no suelo preparar mucho en casa. No tengo maquina, por lo que da bastante trabajo. Aunque merece la pena sacar un poco de tiempo para ponerse manos a la masa y disfrutar de un delicioso plato de pasta fresca casera. 

Además de darle color con la calabaza queda muy rica. La hice las pasadas navidades con unos sencillos champiñones a la crema y hubo uno que se puso las botas. Qué fácil es contentar a veces, jejeje.

INGREDIENTES:

Para la pasta:

  • 100 gr. de puré de calabaza asada
  • 325 gr. de harina
  • 2 huevos
Para la salsa:
  • 200 gr. de champiñones limpios y laminados
  • sal
  • pimienta
  • una cebolla
  • vino blanco
  • 200 ml. de nata líquida
  • aceite
  • tomillo


PREPARACIÓN:

Para hacer nuestra pasta fresca podemos amasar a mano o a máquina. Formamos un volcán con la harina y en el hueco añadimos los huevos y la calabaza, amasamos unos 10 minutos. Formamos una bola y la dejamos reposar un rato tapada. (Si la masa se pega añadir un poco más de harina, es una masa bastante seca)

Dividimos la masa en dos o tres trozos y estiramos cada uno de ellos finamente sobre una superficie enharinada. Con un cuchillo y ¡paciencia! cortamos tiras del mismo ancho para formar los tallarines. (Si tienes máquina para estirar y cortarlos pues muchísimo mejor. Yo no tengo y lo hice a pulso, por eso no son perfectos!) Los dejamos secar una horita.

Mientras preparamos la salsa. Picamos la cebolla menudita y la pochamos en un chorrito de aceite. Añadimos los champiñones y a fuego vivo dejamos que cojan color y suelten el agua. Salpimentamos. Añadimos un buen chorro de vino blanco, dejamos evaporar. Por último añadimos la nata líquida y un poco de tomillo fresco, mezclamos bien y dejamos hervir y que reduzca la salsa.

Ponemos agua en una cazuela alta y cuando hierva añadimos un poco de sal y la pasta. La cocemos unos 3-4 minutos hasta que esté al dente. Escurrimos la pasta y servimos con la salsa caliente. 


Hasta la próxima!

lunes, 25 de enero de 2021

Scones de naranja y pepitas de chocolate

Los scones son  panecillos típicos británicos que se suelen servir con mermelada y mantequilla a la hora del té. Su forma suele ser redonda, aunque hoy en día también se comercializa en forma de triángulos y cuadrados. 

Después de echar un vistazo por la red a la variedad de recetas que existen, con huevo, sin él, con buttermilk , con leche, con nata, con patata, dulces, salados... mi duda estaba en hacer la versión redonda más tradicional y rellenarlos con lemon curd o hacer una masa más dulce para disfrutar sin relleno. Y finalmente me decanté por estos últimos. Scones triangulares de naranja con pepitas de chocolate, una combinación deliciosa a la que no le hace falta nada más!

Y que no os engañen a la vista... hubo uno que me dijo que no le tentaban nada y cuando los probó se comió tres de una sentada, jejeje, menos mal que no le parecían apetecibles, sino no me dejaría ni la prueba! Y es que recién hechos están realmente deliciosos y al día siguiente todavía siguen muy ricos. A más ya no llegaron!!! 

Son muy sencillos de preparar, no hace falta ni amasar, solo mezclar los ingredientes con cuidado de no calentar la mantequilla. Podéis sustituir las pepitas de chocolate por arándanos, frambuesas, pasas... y omitir el glaseado, aunque le da un plus de sabor a naranja delicioso! 



 INGREDIENTES:

  • 275 gr. de harina
  • 10 gr. de levadura química
  • pizca de sal
  • ralladura de una naranja
  • 1 huevo mediano
  • 100 gr. de leche
  • 75 gr. de azúcar
  • 100 gr. de mantequilla bien fría cortada en cubitos
  • 100 gr. de pepitas de chocolate
  • un poquito de leche para pincelar
  • zumo de naranja y azúcar glas para el glaseado

PREPARACIÓN:

En un bol ponemos la harina con la levadura y la sal, mezclamos con el azúcar, la ralladura de naranja y con la mantequilla que debe estar bien fría. Tenemos que conseguir una masa arenosa, como si hiciéramos masa quebrada. Deshacemos la mantequilla con la yema de los dedos y la vamos integrando procurando no calentarla.  

Batimos el huevo con la leche. Hacemos un agujero en la mezcla de harina y mantequilla y vertemos el líquido. Integramos con una cuchara de madera. Si lo hacemos con las manos calentaremos mucho la masa. 

Añadimos las pepitas de chocolate, las integramos a la masa sin mezclar demasiado. 

Ponemos un poco de harina sobre la encimera, volcamos la masa y formamos un círculo de unos dos centímetros de grosor. Lo ponemos en una bandeja con papel de horno y enfriamos al menos media horita. 

Precalentar el horno a 180º. 

Cortar triángulos de masa y ponerlos sobre la bandeja bien separados. (Me salieron 12 scones. Primero dividí la masa en 4 triángulos y de cada uno hice 3 más pequeños).

Pincelar los scones con leche y hornear unos 20 minutos hasta que estén doraditos. 

Preparar el glaseado mezclando zumo de naranja con azúcar glas hasta que no esté ni muy espeso ni muy líquido. Con una cucharita verterlo sobre los scones de forma irregular, como si hiciéramos líneas. 

Servir templaditos y a disfrutar!!!

Hasta el próximo día!









viernes, 22 de enero de 2021

Coulant de chocolate

El coulant de chocolate es de mis postres preferidos. Qué raro que no lo sea llevando chocolate, jeje. Pero aún así, no es de los que más hago. Tal vez por lo complicado de tener que servirlo al momento para que esté en su punto perfecto. Por eso lo reservo para ocasiones especiales. Lo congelo y horneo justo antes de servirlo. 

Las pasadas navidades lo serví con sorbete de mandarina y además de combinar perfectamente en sabor, el contraste frío caliente es realmente delicioso. En esta ocasión no tenía helado y lo acompañé de moras que tenía congeladas para una buena ocasión. La pena es que se me pasó un poquito, un minuto menos y estaría muchísimo mejor. Pero aún así estaba blandito, jugoso y espectacular de sabor. 

La receta es del libro "Chocolate" de Sandra Mangas, una adicción para los más chocolatosos. Es muy sencilla, la única dificultad es encontrar el punto de horneado perfecto, que no se rompa ni quede super seco. Recomendable hacerlo siempre en los mismos moldes para saber el tiempo exacto. No en todos necesita el mismo tiempo. Lo digo por mi propia experiencia, de hecho fue lo que me pasó con éste coulant. Tengo dos modelos de moldes parecidos pero en uno necesitan más tiempo que en el otro a pesar de ser prácticamente idénticos en tamaño y le sobró un minuto. 

INGREDIENTES:

  • 150 gr. de mantequilla
  • 200 gr. de chocolate mínimo 55% cacao
  • 4 huevos
  • 100 gr. de azúcar
  • 25 gr. de cacao en polvo
  • 75 gr. de harina
  • pizca de sal

PREPARACIÓN:

Engrasar los moldes. (Los míos flaneras individuales)

Tamizar la harina con el cacao y la sal.

En el micro o al baño maría derretir el chocolate con la mantequilla. 

Batir los huevos con el azúcar. Añadir el cacao fundido y mezclar. 

Integrar la harina con el cacao y la sal a la mezcla anterior. 

Verter en los moldes. Para más exactitud lo podemos pesar para que vaya la misma cantidad en cada uno. Congelar al menos 24 horas. 

Precalentar el horno a 180º. Hornear directamente del congelador unos 12 minutos. 

Desmoldar con cuidado y servir inmediatamente. 


Hasta la próxima!!!


lunes, 18 de enero de 2021

Pan trenzado de chocolate, zanahoria y canela

Las masas nunca fueron mi gran debilidad, quizás por el tiempo de espera... será mi impaciencia que me gustan más las cosas del momento! Pero gracias a los retos de Instagram estoy haciendo más masas que nunca. 

Esta semana había que hacer pan de colores para @el.lunes.se.amasa. La capitana @pao_creativekitchen nos pide que usemos colorante naturales. Me decanté por un pan bicolor con cacao en polvo y puré de zanahoria. La combinación junto con la canela  da como resultado un pan delicioso, no demasiado dulce. A medio camino entre pan y brioche es ideal para disfrutar con mermeladas, más chocolate o mojar en el café o la leche. Y si lo trenzamos queda precioso!!!

Mi idea en un principio era hacer otro trenzado, pero no fui capaz de entender el vídeo donde explicaban como se hacía y me decidí en el último momento por uno más sencillo. Queda muy bonito también, aunque los colores no los hubiera puesto así de saberlo antes. De todas formas, podéis ponerlos como más os guste o hacerlo simple con una sola masa en cada cabo o menos rulos. Al gusto!


INGREDIENTES:

  • 350 gr. de harina de fuerza
  • 150 gr. de harina panadera
  • 80 gr. de azúcar moreno
  • 15 gr. de levadura fresca
  • pizca de sal
  • 1 huevo
  • 115 gr. de puré de zanahoria cocida
  • 220 ml. de agua 
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 30 gr. de cacao puro en polvo



PREPARACIÓN:

Deshacemos la levadura en el agua templada. La ponemos en el bol de la amasadora con todos los ingredientes excepto el puré de zanahoria y el cacao en polvo. 

Amasamos durante unos 10 minutos, hasta que esté lisa y homogénea. 

Dividimos la masa. A un tercio le añadimos el puré de zanahoria. Al resto de la masa el cacao en polvo. Amasamos ámbas masas por separado hasta integrar por completo el puré y el cacao. 

Ponemos nuestras masas en boles engrasados, tapadas, hasta que doblen volumen. 

Una vez fermentadas, desgasificamos ligeramente y dividimos en porciones. La masa de zanahoria la dividiremos en 4 bolas y la de cacao en 8. Dejamos reposar las bolas 15 minutillos. 

Hacemos un rulo con cada una de las bolas y unimos en grupos de 4 para formar los 3 cabos de la trenza.  Un cabo con rulos de masa de cacao, zanahoria, cacao, cacao, otro cabo con masa de zanahoria, cacao, zanahoria, cacao y otro con cacao, cacao, zanahoria, cacao y trenzamos como una trenza normal. 

Ponemos la masa en una bandeja con papel de horno y dejamos fermentar tapado en la nevera toda la noche. 

Precalentamos el horno a 220º y horneamos una media hora. Dejar enfriar totalmente antes de disfrutarlo!!! Sale un señor pan, da para unos cuántos disfrutes, jejeje!!!


Hasta la próxima!!!






viernes, 15 de enero de 2021

Curry de ternera con arroz y pan naan


Estas navidades me dejaron un montón de libros nuevos, entre ellos uno de cocina india. Esta lleno de recetas de lo más tentadoras, como este delicioso curry de ternera lleno de sabor, color y aroma. 

Hice algunas variaciones de la receta original, me faltaba algún ingrediente que omití o sustituí. Llevaba patata y yo lo acompañé de arroz y también leche de coco, que como no me entusiasma la sustituyo por leche evaporada. Las guindillas de la receta original eran verdes, pero solo tenía rojas. También rebajé la cantidad porque me parecían demasiadas para nuestros gustos picanteros, jejeje. 

El resultado es un curry delicioso, en su grado justo de picor para mi, de los que pican en el momento un poquito pero no te dura eternamente, jejeje. Acompañado del pan naan para mojar, también receta del libro, se disfruta el doble. No dejéis de probarlo!!!



INGREDIENTES:

Para el curry:

  • 700 gr. de carne de ternera en trozos menudos
  • 2 cebollas
  • 1 cucharadita de jengibre en polvo
  • 3 guindillas rojas
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 cucharadita de semillas de hinojo
  • 2 clavos de olor
  • 1 hoja de laurel
  • 1/2 cucharadita de canela molida
  • 1 cucharadita de cúrcuma molida
  • 1 cucharadita de garam masala 
  • 1 cucharadita de curry 
  • 250 ml. de leche evaporada
  • 15 gr. de almendras molidas
  • 1 chorrito de aceite
  • sal
  • arroz cocido para acompañar 

Para el pan:
  • 400 gr. de harina panadera
  • 200 ml. de agua 
  • 7 gr. de levadura seca de panadero
  • 2 cucharadas de aceite
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de cilantro picado


PREPARACIÓN:

Para el pan naan mezclamos en el bol de la amasadora todos los ingredientes y amasamos hasta que esté suave y elástica. Formamos una bola y la dejamos reposar tapada 25 minutos. 

Dividir la masa en 8 bolas y ponerlas en una bandeja bien separadas, cubrirlas con un paño de cocina humedecido y dejarlas fermentar hasta que doblen tamaño. 

Precalentar el grill del horno y colocar una fuente en la parte superior. 

Estirar nuestras bolas de masa finamente con un rodillo y colocarlas los panes en la bandeja de hornear pincelados ligeramente con agua. Cocerlos bajo el grill un par de minutos por cada lado, hasta que se doren e inflen. 



Para preparar el curry de ternera empezaremos mezclando la leche evaporada con las almendras

Picar las cebollas, guindillas y el ajo muy finamente. Triturarlo junto con el jengibre, la cúrcuma, el garam masala y el curry hasta formar una pasta.

En una cacerola con un chorrito de aceite sofreír los clavos, el laurel, la canela y las semillas de hinojo durante 1 minuto. Añadir la pasta anterior y cocinar un par de minutos. 

Incorporar la carne, dejar que se impregne bien unos minutos y coja colorcillo. Añadir la mezcla de leche evaporada y almendras, tapar la cazuela y dejar cocer lentamente hasta que la carne esté tierna. 

Dejar reposar 15 minutos y servirlo acompañado del arroz cocido y el pan naan calentito. 


Buen provecho!!!

miércoles, 30 de diciembre de 2020

Bundt cake de turrón blando


Se acerca el final de un año que, en general, todos estamos deseando dejar atrás. Mi balance de 2020 no es que fuera malo, pero con todo lo que tenemos encima difícil que se recuerde solo por lo bueno. Esperemos que 2021 venga cargadito de ilusión y esperanza para todos. 

Para empezarlo bien os propongo un delicioso bundt cake de turrón blando para el desayuno. Aunque también es ideal para aprovechar los restos de turrón cuando acaban las fiestas. Sea cuando sea, seguro que lo disfrutarás! 

INGREDIENTES:
  • 115 gr. de aceite
  • 4 huevos
  • 250 ml. de buttermilk
  • 250 gr. de turrón blando
  • 100 gr. de azúcar moreno
  • 1 y 1/2 cucharaditas de levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 275 gr. de harina
  • pizca de sal

PREPARACIÓN:

Engrasamos el molde y precalentamos el horno a 180º.

Deshacemos el turrón blando con un poco del buttermilk.

Batimos los huevos con el azúcar, la pizca de sal y el turrón hasta que doblen volumen. Añadimos el aceite y el buttermilk mientras seguimos batiendo. 

Tamizamos la harina con la levadura y bicarbonato e integramos con movimientos envolventes. 

Vertemos la masa en el molde y horneamos unos 40-45 minutos. Dejamos enfriar 10 minutos sobre una rejilla en el propio molde. Desmoldamos y enfriamos totalmente. 


Feliz año para tod@s! Sentidiño y a disfrutarlo!!!


lunes, 7 de diciembre de 2020

Roscón de Reyes con calabaza y masa madre

Todavía falta un mes para que vengan Sus Majestades, pero por aquí ya andamos disfrutando del delicioso Roscón de Reyes. 

Este año quería probar a hacerlo con masa madre, y también le añadí calabaza, que le da mucha jugosidad a las masas. Quedó realmente espectacular, el más rico que comí hasta la fecha. 

Es una elaboración larga, necesitarás paciencia. El amasado mejor hacerlo a máquina a no ser que quieras hacer mucho brazo, lleva tiempo. También la fermentación requiere de una larga espera, la masa tiene que triplicar volumen, pero os aseguro que el resultado es realmente delicioso. 

Con estas cantidades salen dos roscones. Uno de ellos lo desayunamos recién hechito y estaba tan rico que a poco más y no quedan ni las migas. El otro lo regalé y les gustó tanto que me pidieron la receta! 


INGREDIENTES:

  • 75 gr. de masa madre activa hidratada al 50% (doble de harina que de agua)
  • 180 gr. de puré de calabaza asada
  • 2 huevos medianitos
  • 50 gr. de leche
  • 85 gr. de azúcar
  • 1 cucharada de azúcar invertido
  • 40 gr. de aroma de azahar
  • ralladura de una naranja
  • 525 gr. de harina de fuerza
  • pizca de sal
  • 90 gr. de mantequilla
  • huevo batido para pincelar el roscón
  • azúcar perlado, fideos de chocolate y almendras laminadas para decorar

PREPARACIÓN:

En el bol de la amasadora mezclamos la leche con la ralladura de naranja, el aroma de azahar, los huevos, el azúcar, el puré de calabaza asada y el azúcar invertido. Incorporamos la masa madre, la pizca de sal y la harina y amasamos. Yo hice 3 amasados de 10 minutos con reposos de otros 10 minutos hasta que la masa estuvo lista. Puedes hacer la prueba de la membrana para comprobarlo. 

Una vez la masa esté homogénea y bien ligada añadimos la mantequilla y amasamos hasta integrar completamente. 

Metemos la masa en un tupper y dejamos fermentar hasta que triplique volumen. El tiempo dependerá de la temperatura que haya. Yo la tuve unas 12 horas, la mayor parte de ellas con la cocina de leña encendida que da mucho calorcito. 

Una vez triplicado volumen la ponemos en una superficie enharinada, desgasificamos ligeramente , dividimos en dos bolas y dejamos reposar 15 minutos. 

Forramos dos bandejas con papel de horno. Formamos los roscones haciendo un agujero con el dedo en el centro de la bola de masa, la levantamos y giramos en círculo para darle forma, procurando que nos quede el mismo grosor por todos lados. Ponemos la masa sobre la bandeja, dejando un círculo amplio para que no se junte al fermentar. (Si queréis meterle figurita es el momento de hacerlo por la parte de abajo de la masa) Envolvemos bien las bandejas en film y dejamos fermentar hasta que triplique volumen. La podéis meter en la nevera si os resulta más cómodo. Yo la dejé toda la noche en la cocina. Formé los roscones a las 11 de la noche, la cocina quedaba calentita y a las 9 de la mañana la masa estaba en su punto. 

Precalentamos el horno a 180º. 

Pincelamos nuestros roscones con huevo batido y decoramos con almendra laminada, azúcar perlado y fideos de chocolate. Horneamos unos 15-20 minutos hasta que esté doradito y bien hecho por dentro. 


No dejéis de probarlo que está para ponerle un monumento! 



viernes, 4 de diciembre de 2020

Bundt cake de chocolate con extra de chocolate

Llegó diciembre, época de turrones y polvorones, pero también de seguir disfrutando de ricos desayunos y meriendas con más ilusión si cabe. 

Hoy os traigo un bundt cake ideal para los amantes del chocolate. Un bizcocho jugosito, con extra de chocolate a cada bocado, porque aunque en la foto no se aprecian, lleva trocitos de chocolate por dentro. Le iba poner pepitas, pero no me quedaban suficientes. Para hacerlo más tentador todavía le ponemos cobertura de chocolate por encima. Lo dicho, para los amantes del chocolate, jejeje. 

INGREDIENTES:

Bizcocho:

  • 4 huevos
  • 100 gr. de aceite suave
  • 250 gr. de azúcar
  • 225 gr. de harina
  • 1 cucharadita de levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharada de vainilla en pasta
  • 200 ml. de creme fraiche
  • 150 ml. de buttermilk
  • 40 gr. de cacao en polvo
  • 200 gr. de chocolate negro picado grueso o pepitas de chocolate
Cobertura:
  • 150 gr. de chocolate de cobertura
  • 50 ml. de nata

PREPARACIÓN:

Engrasamos nuestro molde bundt y precalentamos el horno a 180º. 

Batimos los huevos con el azúcar hasta que doblen volumen. 

Añadimos la vainilla, el aceite y el buttermilpoco a poco mientras seguimos batiendo.

Tamizamos la harina con el cacao la levadura y el bicarbonato y la integramos en dos veces al batido, intercalando con la creme fraiche.

Vertemos la masa en el molde y horneamos unos 45 minutos. 

Dejamos enfriar 10 minutos sobre una rejilla dentro del molde. Desmoldamos y dejamos enfriar totalmente. 

Derretimos el chocolate con la nata al micro o al baño maría. Una vez frío el bizcocho vertemos la cobertura por encima.  


Hasta la próxima!

lunes, 30 de noviembre de 2020

Cocas saladas con masa madre

Ya hace tiempo que no dejaba una receta salada por aquí, parece que no hago otra cosa que dulce, pero por tiempo siempre me resulta más fácil fotografiar el dulce que el salado!

Estas cocas que te dejo hoy están hechas con masa madre y quedaron realmente espectaculares. Se comía el pan solo de lo rico que estaba, no hay más que ver el corte!

Lo bueno de las cocas es que la puedes hacer con absolutamente todo lo que se te ocurra, aunque yo soy de la opinión de que cuanto menos mejor. Me gusta disfrutar la masa, en buena compañía sí, pero no que se coma el sabor del pan. En este caso hice una al gusto del catador, con salsa barbacoa y un queso que hacen aquí y la otra a mi gusto, con cebolla caramelizada y canónigos de mi huerto. Ámbas estaban deliciosas y sin duda las repetiremos! 

INGREDIENTES:

Masa:

  • 80 gr. de masa madre activa hidratada al 100%
  • 300 gr. de harina panadera
  • 210 gr. de agua
  • 7 gr. de sal
Cobertura:
  • salsa barbacoa (receta aquí)
  • queso rallado al gusto
  • orégano
  • chorrito de aceite 
  • 2 cebollas
  • un puñado de canónigos
  • tomillo 

PREPARACIÓN:

Lo primero que tenemos que hacer es activar nuestra masa madre si no la tenemos lista. La hidrataremos al 100%, la misma cantidad de agua y harina.

Una vez activada la mezclamos con la harina panadera, la sal y el agua y dejamos reposar media horita. 

Tras el reposo podemos optar por utilizar la amasadora o amasar a mano. Yo suelo hacer amasado francés. Amasamos un par de minutos y dejamos reposar 10. Con tres amasados la masa está perfecta. Formamos una bola y la dejamos en un bol o tuper bien cerrado que casi doble volumen. Hacemos un par de pliegues a la media hora y una hora después. 

Una vez la masa haya fermentado la ponemos en una superficie con un poco de harina, dividimos en dos y le damos forma de barra. Las ponemos en una bandeja forrada con papel de horno con unos pliegues en medio para que no se junten las masas.  Dejamos fermentar de nuevo. (Yo la tuve en la nevera 12 horas)

Sacamos la masa del frío, la dejamos a temperatura ambiente mientras preparamos la cobertura de nuestras cocas. 

La receta y elaboración de la salsa barbacoa la podéis ver aquí

Para preparar la cebolla caramelizada ponemos un chorrito de aceite en una sartén. Pelamos y picamos las cebollas en plumas o más menudas si queremos que caramelice antes. Yo no le pongo nada de azúcar, remuevo a menudo hasta que esté bien caramelizada. 

Mientras lavamos los canónigos y rallamos el queso.

Precalentamos el horno a tope con una bandeja dentro.

Estiramos con los dedos la masa para darle forma a nuestras cocas y cubrimos con los ingredientes. En una puse la salsa barbacoa, queso rallado por encima y orégano. En la otra la cebolla caramelizada y tomillo. 

Abrimos el horno y rápidamente pasamos nuestras cocas a la bandeja que tenemos dentro. Horneamos unos 20 minutos, 

Antes de servir añadimos el puñado de canónigos a la coca de cebolla caramelizada. 

Calientes están riquísimas, pero frías también nos encantaron. 


Hasta el próximo día!



miércoles, 25 de noviembre de 2020

Galletas de calabaza y pepitas de chocolate

Este año con el excedente de calabaza que tengo estoy haciendo un montón de recetas con ella. La aso en gran cantidad, la hago puré y la guardo en bolsas pequeñas en el congelador. Me resulta muy cómodo tenerla ya preparada para cuando la necesito. 

Con estas galletas aproveché una pequeña cantidad de puré que me sobró de hacer pan. Quedaron deliciosas, crujientes por fuera y blanditas por dentro. Calabaza y chocolate combinación ganadora!

INGREDIENTES: (18 galletas grandotas)

  • 100 gr. de mantequilla
  • 100 gr. de azúcar moreno
  • 1 huevo
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 75 gr. de calabaza asada
  • 250 gr. de harina
  • 100 gr. de pepitas de chocolate

PREPARACIÓN:

Mezclar la mantequilla derretida con el azúcar. Añadir el huevo y la calabaza, integrar bien. 
Mezclar con la harina tamizada y el bicarbonato. 
Integrar las pepitas de chocolate. 
Dejar reposar la masa en la nevera al menos 1 hora. (Yo la dejé toda la noche)
Precalentar el horno a 180º. 
Formar bolas con la masa y ponerlas en una bandeja forrada con papel de horno.
Hornear unos 12 minutos hasta que estén doraditas y dejar enfriar sobre una rejilla.


Hasta la próxima!!!